Solsticio de Capricornio 2023

22 Dic 2023

por Itziar Azkona D. F.Astro.S

Llegó la hora de atravesar el cuarto portal del año, el del Solsticio de invierno en el hemisferio norte y el del verano en el hemisferio sur que viene marcado por la entrada del Sol a 0º de Capricornio. Este punto de entrada determinado por el recorrido del Sol a lo largo del Zodiaco contiene un gran significado simbólico en el hemisferio norte. Por un lado, llega el final del período de oscuridad y así el 22 de diciembre será en estas latitudes la noche más larga del año. Una oscuridad que no dará ya más de sí y que deberá entregarse a un movimiento de renacimiento de la luz unos dos o tres días después, un movimiento que nos conecta con la celebración de la Navidad. 

Esta entrada del Sol en Capricornio llega en uno de los momentos más complejos de nuestra historia, con varias guerras en curso, con el dolor y el sufrimiento que eso supone. En el marco del eje nodal en los signos de Aries-Libra, la guerra ha ganado y nos tendremos que esforzar mucho más en diplomacia si queremos lograr un mayor equilibrio entre las partes. Con tanta agua de la mano de Saturno y Neptuno en Piscis, el caos está servido y  la incertidumbre es enorme. Podremos entregarnos a la sensación de que algo grande termina y soltar, confiar y crear lugares internos seguros; o podemos aferrarnos a una realidad que ya no existe, lo que podría generar una fuerte sensación de tristeza y preocupación. El arca debe de ser bien consistente ya que las aguas son poderosas y podrían desbordarse a lo grande.

La entrada del Sol a 0º del signo cardinal de Capricornio se produce al mismo tiempo que la entrada de Plutón en el último grado de Capricornio, el grado 29, encerrando ambos planetas, el Sol y Plutón, la salida de toda la energía inútil, desgastada y corrupta. Plutón entrará en Acuario en enero, pero la salida de Capricornio no será definitiva hasta finales de 2024, por lo tanto, la carta de este solsticio nos indica una de las esencias primordiales de este año en la que nuestra seguridad y estabilidad se van a ver amenazadas en muchos sentidos, pero no porque nos venga algo inevitable de fuera, sino porque nosotros, los ciudadanos, la población de distintos sectores estaremos en disposición de ejercer nuestro poder. La duda es si habrá colectivos que arrastren movimientos totalitarios desde la propia población o si el individualismo podrá sumar para generar los cambios necesarios hacia un progreso sostenible para todos. Seguimos purgando el emerger de ideologías radicales y fanatismos que podrían remover nuestras conciencias.

Este momento astrológico trae un reto enorme para el mundo occidental: un reto a nuestras creencias, a nuestra idea de bienestar y a nuestro nivel de tolerancia. Los restos del mundo patriarcal agonizan y en su agonía se revuelven. Hay un claro despertar del poder femenino desde el que empoderarnos tanto hombres como mujeres hacia una nueva senda de encuentro y entendimientos. Nos necesitamos para dibujar nuevas formas de seguridad, nuevas formas de liderazgo, nuevas formas de comunicación bajo sistemas de creencias renovados. No es sólo porque el Papa, como jefe de la Iglesia Católica, tenga ya una edad, sino un poco por todo; las religiones del mundo tendrán un enorme protagonismo en los próximos meses de nuestras vidas.

Tras este solsticio, Plutón volverá a entrar en Acuario, como ya lo hiciera en marzo de 2023, así que entre el final de este 2023 y el comienzo de 2024 nos podríamos sentir como este mes de marzo pasado en que los acontecimientos se agolpaban con tal magnitud que tuvimos que sostenernos fuerte a nuestro volante. En el cierre, se podría caer algo más de lo que ya está agrietado en el poder y en el sistema capitalista. Y en el comienzo, podremos ver de nuevo lo que emerge a la luz, lo que nos traerán los próximos 20 años de Plutón en Acuario. Algunos siguen defendiendo la idea de una Era de Acuario iluminada para otros. En realidad, lo que ha emergido es algún tipo de poder como el de Elon Musk, Sam Altman, etc., que ya ocupan lugares tan visibles como los propios gobernantes, o más. Por tanto, tan sólo tendremos que tomar asiento y observar.

Con el solsticio, al cierre del año, Mercurio está retrógrado, así que al escenario se le suma una luz tenue, desviada que podría facilitar un final de 2023 más interno, más recogido, más reflexivo. En su conjunción con el Sol en la carta de este portal, parece que la temática sobre el poder mediático seguirá siendo uno de los temas principales. Seguiremos teniendo que encontrar la verdad entre tanto escombro y destrozo. No será fácil, pero quienes miramos dentro sabemos que la luz siempre está en algún lugar del centro de la consciencia individual. El gran riesgo es que nos perdamos algún tipo de brote psicótico colectivo y hagamos emerger algún tipo de liderazgo totalmente idealizado y fanatizado que podría llevarnos a decepciones de gran calado y de consecuencias imprevisibles.

Entremos en la nueva luz con la consciencia de que ahora, más que nunca, nos definiremos por el tipo de acciones que tomemos en situaciones de crisis. Podemos encontrarnos y entendernos o podemos perdernos y disolvernos. Entramos en un momento de la historia de grandes oportunidades, ¡no las dejemos pasar!

Itziar Azkona D. F.Astro.S

Itziar es Socióloga, Coach y Astróloga. Es Tutora en la Faculty de Estudios Astrológicos de Londres donde obtuvo el Diploma. También enseña astrología humanística en su escuela Espacio Ágora donde se puede obtener consultoría y acompañamiento personal. Además colabora en varios proyectos sin ánimo de lucro: es Global Director de ISAR para España (International Society for Astrological Research) y también forma parte del equipo editorial de Revista Stellium, la principal publicación internacional de astrología de habla hispana.

Socióloga. Coach. Astróloga.
www.itziarazkona.com
@itziazkona
FB: Coaching astrologico
Youtube: @MsItzibitzi